Lector de libros electrónicos

Zurich libro electrónico en una librería de Zurich

Ayer, por fin, pude tener entre mis manos el reproductor de libros electrónicos de Sony. Lo encontré en una librería de Zurich y su precio es de 416 francos suizos, lo que equivale a trescientos euros. En unos meses se verá este artilugio como una reliquia, sin embargo es un importante primer paso para acabar con los libros en papel, ni siquiera los más románticos podrán escapar al atractivo de estas máquinas. Pronto los libros tradicionales serán meros elementos decorativos que sólo se comprarán para deleite del bibliófilo y amancebamiento del «metalector», pero los lectores normales que usamos la lectura como medio y no como fin en sí mismo quedaremos encantados por ganar espacio en nuestras casas, por cargar con decenas de libros en una sola mano y por acabar de dejarnos los ojos cuando la letra de la obra es minúscula.


Comentarios

7 respuestas a «Lector de libros electrónicos»

  1. Y como solucionaremos el «carapantallismo» que se nos quedara?

    (teclado americano)

  2. Avatar de El Juancito
    El Juancito

    Hola Rafael.
    De leer este articulo a mi me parece que tu opinion es que los libros electronicos son un bueno paso adelante…sí es bueno que no vamos a talar tanats Amozonas pero ay que ver un gran menos de eso, los conocimientos que pongamos allí(y claro que todo lo que esta en forma electronica) no tine mucha resistencia el el tiempo. Guardando mayoría de nuestros conocimientos en un chip es bueno porque podemos sacar la informacia super rápido pero imagina que alguien llegua despues de..digamos… ciento cicuenta aňos y quiera sacar la otra vez…crees que va a tener un medio pa leer lo? Che! ayer quería jugar en la compu un juego que jugaba como niňo. y no lo podía abrir. y si ponemos todos nuestros conocimientos a un disco fijo en doscientos aňos no va quedar despues de nosotros nada. lo que sabemos de lo que sabían los egipcios y romanos era mayormente tallado en la pared o roca….Así yo voy a favorecer al papel.
    Saludos!

  3. Avatar de Alejandro
    Alejandro

    Siempre utilicé la lectura como medio y no como fin, y adoro la practicidad espacial y sobre todo la capacidad de reproducción y divulgación que tienen los libros electrónicos. Pero la práctica cotidiana del estudio desde la pc me lleva a sufrir el hecho de no poder anotar y rayonear mis pdfs con la facilidad con la que anoto y rayoneo mis libros o fotocopias. No creo que sea algo difícil de solucionar, y tal vez la maquinita del profesor Robles posea mayores facilidades al respecto. De todos modos, por ahora y siempre que puedo prefiero tener mis libros en papel para maltratarlos como se debe.

  4. Hola oria: Carapantalla o Carapapel, como recurso estilístico es ingenioso, pero a la hora de la verdad la cara sigue igual. Saludos

    Hola Juancito: La información de los discos de 5 1/2 se pasó sin problemas a los disquettes 3 1/2 y de ahí a los CD y de ahí a «pinchos USB» y de ahí a la nube de Internet. Miles de libros en papel se quemaron, se mojaron, se perdieron y jamás podremos leerlos. Vendrán nuevos soportes y con ellos los mecanismos para que incorporen toda la información anterior. ¿Podemos hoy leer los libros de hace 150 años? ¡Solo algunos de ellos y solo las personas con más dinero! Seguro que si buscas en Internet el juego del que hablas lo encuentras. Un saludo cordial

    Hola: Alejandro: Todo se andará, pero tu razonamiento me suena al que hacen los que viajan en primera clase en el avión. Los ricos leerán en papel, como cualquier otro capricho, y los que no lo somos nos conformaremos con estos artilugios. Un saludo

  5. Yo estoy con Alejandro en cuanto a que mis libros necesito subrayarlos y manosearlos; reconozco que uno de estos trastos me vendría muy bien para las novelas -así más hueco quedaría en la estantería para los libros de consulta- pero creo que los ensayos y monografías los seguiría teniendo en papel para hacerlos más míos. De todos modos, hasta que se familiaricen y expandan estos libros electrónicos, me da que hoy por hoy son más producto de ricos -300 euritos del ala- que de pobres -5/7 euros un librito de bolsillo-.

    Saludetes!!!

  6. Lo del libro es, como muchas cosas, una cuestión de amor, o de fetichismo, si quieres. No es lo mismo amar un espectro o un sucedáneo de infinito valor práctico que algo de carne, polillas, erratas y páginas pegadas; el hecho de que existan muchas copias mejoradas de las Meninas no disminuye el valor de la obra original, sino que lo aumenta. Si consideramos a lo escrito mera información, el futuro del libro es electrónico. Yo mismo recopilo muchos datos de esa manera; pero si lo consideramos arte, emoción y autenticidad, me parece que un libro con sus manchas de grasa, lágrimas y sangre, con su relleno en las guardas de papeles y diarios de otras épocas, su encuadernación de respeto y amor, sus borrones, tachaduras, florecillas, estampas, hojas, notas, selos y cartas metidas, sus dedicatorias, sus páginas arrancadas de digusto y barbarie, sus «orejas» o picos doblados, sus «aquí reposa la mosca que se atrevió a molestarme mientras estudiaba», sus bromas y críticas y dibujos distraídos, su vida, en fin, tiene las de ganar.

  7. […] asunto del continente es sólo para nostálgicos y tecnófobos, que lo importante es el contenido. Ahora me desdigo. Leer es leer en papel. Habrá que buscar otro verbo para significar “poner los ojos ante la […]

Deja una respuesta