Películas en clase

Lo primero que preguntan los estudiantes cuando empieza el curso es si en Valores Éticos vamos a ver películas. Cuando les digo que no, varios son los que intentan escabullirse para refugiarse en la asignatura alternativa a Valores Éticos.

Les explico que Valores Éticos puede ser la asignatura más importante de su curso si la trabajamos bien, si nos ajustamos a los estándares de aprendizaje que exije la ley y si durante esa hora semanal pensamos,  saboreamos y comentamos desde nuestras respectivas perspectivas cada uno de los conceptos filosóficos que van apareciendo.

También les explico que la proyección de películas completas no es legal si no pagamos la elevada cuota correspondiente de derechos de autor, lo cual no se puede permitir un centro educativo público pues tiene otras prioridades más acuciantes. Del mismo modo les informo acerca de que el visionado de películas sin más es un fraude educativo y les insisto en que hay películas maravillosas que deben ver en sus casas y posteriormente comentarlas en clase.

Les debe quedar muy claro que en el aula hay que estar completamente concentrados en la comunidad de investigación, se requiere trabajar juntos, dialogar y ver quizá alguna escena de dos minutos para debatirla con rigor. Permanecer ante una película durante toda la hora roba al alumno la posibilidad de desarrollar su potencial en el pensamiento complejo, en el pensamiento cuidadoso y en el pensamiento crítico, lo cual constituye una grave negligencia que explica que el 90% de la población mundial no sepa pensar.

Es preciso que quede muy claro que en Valores Éticos no se regalan las notas, ni se permite jugar al parchís, ni se proyectan películas de Walt Disney. En Valores Éticos se aprende a convivir como buenos ciudadanos, tarea harto compleja que requiere el máximo esfuerzo de la comunidad de investigación.



Comentarios

Una respuesta a «Películas en clase»

  1. […] de profesor Películas en clase – Lo primero que preguntan los estudiantes cuando empieza el curso es si en Valores Éticos […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *