La novia liberada

Para entender a Yehoshúa (Editorial Anagrama, 2008) y sacar jugo a su prosa hay que leerle en Jerusalén. Solo allí uno entenderá la catastrófica situación en que se encuentra el pueblo sometido y las historias humanas que pueden surgir en medio de tan perturbador contexto. Lo que narra Yehoshúa se puede leer y causa delectación, pero también se puede vivir internamente y plantearse qué diantres estamos haciendo con el mundo. Si decide viajar a la ciudad de los lugares santos de las tres religiones llévese este libro. Si a alguien le causa indiferencia es porque su estructura moral está inserta en un congelador.

COMPRAR EL LIBRO


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *