Pronto llegará el invierno

En Chequia el otoño es casi inexistente, se pasa del verano al invierno sin apenas solución de continuidad. Estos son los últimos días cuya climatología permite a los checos llenar los parques, leer libros junto al río e, incluso, bañarse a pesar de que el fresquito aceche. Cuando lleguen las primeras nieves y las lluvias comiencen a molestar, el paisaje humano -el paisanaje- cambiará: todos se recluirán en sus casas y en las tradicionales cervecerías checas.

Leyendo un libro junto al río


Comentarios

2 respuestas a «Pronto llegará el invierno»

  1. Y disfrutarás un montón del ambiente de sus CAVARNAS y VINARNAS con una vieja estética decadente pero llenas de vidilla y refugio para los rigores invernales… Qué envidia me das… aquí seguimos regodeándonos en la EpC y demás tópicos de un cambio social que nunca llega…

    Paciencia… pero no tendremos cervezas de 13º exquisitas…!!!

  2. Erasmo, lo de la cerveza me va a ser imposible porque estoy a dieta ya que me estaba poniendo demasiado gordo, sé que no es el mejor país para estas cosas pero…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *